Articulos 2015

( Orazio Valenti con Eugenio Siragusa, autor libro El Aguila de Oro)

Articulos de Orazio Valenti biografo personal de Eugenio Siragusa, sobre la obra de Eugenio Siragusa y su mensajes , con reflexiones,  clarificaciònes y comentarios del Dott. Valenti sobre los mensajes mas importantes recibidos da Eugenio Siragusa. ( publicados en italiano/español/ frances en www.eugeniosiragusa.it)

LISTADO 2015

Lo que produce la fuerza pensante de la actual Humanidad Terrestre  – articulo 20 septiembre 2015

Las exhortaciones fundamentales han sido traicionadas  – articulo 20 septiembre 2015

El  miedo de la verdad hace volverse al hombre un idablo de sì mismo – articulo 20 septiembre 2015 ESP

Migrantes 20 septiembre 2015

Gracias Eugenio 27 agosto 2015

Paz   17 mayo 2015

LO QUE PRODUCE LA FUERZA PENSANTE DE LA ACTUAL HUMANIDAD TERRESTRE

20 Septiembre 2015 escrito de Orazio Valenti en www.eugeniosiragusa.it

¿Podríamos imaginar alguna vez la obras grandiosas que realizan los pilotos de las flotas espaciales desde siempre operativas alrededor de nuestro Planeta?

Una de las operatividades de altísimo empeño para los “Guardianes de la vida en el Cosmos”, es la de hacer de barrera, con ondas adecuadas, con el fin de que la desarmonía disgregante de las onda-pensamiento producida por la humanidad no traspase la atmósfera y lleve distonía a otros cuerpos celestes y otras poblaciones.

Nuestro Planeta Madre, diferentemente, es libre de reaccionar, actuando sobre los componentes vitales y aniquilando los seres vivientes que la han perturbado.

¡Esta es la Ley Intrínseca de la Armonía Cósmica Imperturbable!, mientras que la Puerta Dimensional sobre el Plano Psíquico-Astral, está bien protegida y es para el hombre imposible de traspasar.

Por otra parte, la Ley de Causa-efecto en la relación Amor-Justicia, determina particulares movimientos y proyectos en las influencias causadas por el Sol, por Cometas y Asteroides, libres de actuar según las Leyes Cósmicos, con efectos sobre los Planos Elementales terrestres.

Los Seres Solares pueden reestructuras la Portante Genética que ha concedido al hombre el Ego-Sum y las prerrogativas solares concedidas a ellos”.

Únicamente el justo comportamiento del hombre hacia el Equilibrio dictado por las Leyes del Cosmos sobre el Planeta, ofrece una continuación evolutiva y una armónica adecuación antes las eventuales variaciones galácticas.

Causa-Efecto, una Ley Inviolable”.

Si se siembran cardos, se recogen cardos. Si se siembran lirios, se recogen lirios. Si una Causa es injusta, injustos serán los Efectos. La Cordura estaría en valorar los efectos antes aún de que la causa se determinase. Las experiencias, experimentadas a través del arco evolutivo de la especie, han concedido el conocimiento sobre el desarrollo de los efectos emanantes de determinadas causas.

Pero los hombres, a pesar de la adquisición de los valores negativos, continúan re-experimentando las causas que determinan efectos mortales, impidiendo así una rápida ascensión evolutiva de la humana especie y de todos los demás componentes que colaboran para la sanidad del cuerpo y de la mente, en la pacífica convivencia de la materia con el espíritu.

El tiempo actual lleva en su seno la obstinada perseverancia hacia las causas nefastas, con las resultantes bien conocidas por la crónica de todos los días.

Es necesario mutar las causas si se quiere salir del túnel de las múltiples dolencias que afligen al género humano. Con las palabras solas, no se muta la férrea e Inviolable Ley “Causa-Efecto”.

¡Si se siembra odio, se recogerá odio!

¡Si se siembra injusticia, se recogerá injusticia!

¡Si se siembra violencia, se recogerá violencia!

¡Esta es la Ley que es imposible cambiar! ”Causa-Efecto”.

¡De ello hemos hablado un poco!

Eugenio Siragusa. Nicolosi, 10 octubre 1985

Ejemplo: Si mi función viviente en este momento es de construir pantalones, no puedo pensar en construir camisas o decir que los pantalones no sirven.

Si estoy viviente en un cuerpo y en un ambiente con características específicas maduradas durante cuatro mil millones de años, no puedo deshacer este equilibrio y querer hacer otro a mi modo; impensable, porque sucumbiría súbitamente. Lo mismo vale para la vida del hombre terrestre de esta dimensión yendo en el éter cósmico: No es idóneo, el cuerpo va en decaimiento a causa de el distanciamiento del animismo absolutamente terrestre que tiene en vida nuestro cuerpo de tercera dimensión.

Qué soy yo sino una microcélula viviente en el Cosmos Infinito?

Si mi ADN está hecho así, para responder a una precisa exigencia y función planetaria terrestre, no puedo ni tan siquiera pensar de manipularlos, infringiendo su cristalina perfección multidimensional, base inmutable de la vida en este cuerpo biofísico. Puedo sin embargo dedicarme con la máxima humildad y profundo estudio, en conocerlo mejor, visto que no conozco de él más que el 3%, así como de toda la biofísica viviente. Las leyes de esta dimensión viviente deben ser respetadas, para vivir justamente en equilibrio con las exigencias del Planeta.

La humildad es saber estar en el propio lugar sabiendo de ser todos útiles para la economía del Planeta.

Si la ley del dualismo de la proliferación nos ha hecho macho o hembra, con un programa bi-funcional de educación familiar y social, ¿como puedo pensar, fantasear de volverla del revés?

El principio del género dice por tanto que cada cosa tiene un género, macho o hembra y está ligado a la generación, regeneración y creación”.

(Hermes).

¿Quizá porque hemos sido inducidos por mentes diabólicas de pensar que las leyes las hacemos nosotros con la mayoría de la política humana?

Este es el pecado original en el cuál nuevamente hemos caído:

“¡Las leyes las hago yo!”.

¿Yo? Pero si soy una nulidad, un grano de arena en el infinito para mi impensable, en donde las Leyes rigen desde un infinito pasado y en una Infinita Cósmica Potencia,

yo… ¿quiero rebelarme?

¿Tenemos aún inteligencia, o quizás la hemos perdido?

¡Las Leyes han existido siempre, nos guste o no!

Nos bastaba con ponerlas en práctica, madurarlas, estudiarlas y comprender la Lógica Cósmica que siempre nos ha sido ofrecida. Estudiar sin fin qué es el hombre, la perfección de su cuerpo, de su alma, de su espíritu-inteligencia.

Sin embargo sobre este Planeta todavía prevalece la presunción de ignorancia con la violencia que ha matado siempre la Sabiduría y la Cordura.

¡ES LEY! CADA COSA DEBE ASCENDER EN LAS ALAS DEL DOLOR Y DE LAS PRUEBAS DEL CONOCIMIENTO. ES LEY, HIJITO, LEY DE EVOLUCIÓN.

LOS MUNDOS MATERIALES-SENSIBLES EXISTEN PARA ESTO, PARA EDIFICAR LA CONCIENCIA Y EL DESPERTAR DEL ESPÍRITU DESEOSO DE VIVIR LAS EXPERIENCIAS DEL BIEN Y DEL MAL, DEL ODIO Y DEL AMOR, DE LAS TINIEBLAS Y DEL MAL, DE LA MUERTE Y DE LA VIDA. ATRAVÉS DE ESTE SENDERO EL ESPÍRITU PRODUCE LA FUERZA CONSCIENTE DE UNA LABORIOSA OPERATIVIDAD, A FIN DE QUE TODA COSA CREADA RETORNE CONSCIENTE A LA IDEA CREATIVA, AL ORIGEN, AL PENSANTE-MANIFESTANTE. CUANDO EL ESPÍRITU SE COMPLACE EN DORMIR A GUSTO EN LOS MEANDROS TORTUOSOS DEL MAL, LA MATERIA LO ENCADENA Y EL DRAGÓN DE LOS VICIOS LO TORTURA. DEBE SER ASÍ. LA VÍA DE LA ASCENSIÓN ES DOLOROSA, PERO SI ES CIERTO QUE LA ASCENSIÓN ES SUFRIMIENTO, ESTO NO ES IMPUTABLE AL CREADOR SINO AL NEGATIVO USO DE LA HUMANA SABIDURÍA, AL VICIO DE LA DESOBEDIENCIA A LAS LEYES QUE GOBIERNAN EL REGULAR DEVENIR DEL CREADO. CUANDO EL HOMBRE PREFIERE ESCOGER EL ODIO, ENTONCES LE FALTA EL AMOR Y ENTONCES EL SUFRIMIENTO SE VUELVE INEVITABLE HASTA QUE NO HABRÁ CONCEBIDO EL COMPLEMENTARIO POSITIVO.

LA LUZ CRÍSTICA HA TRAÍDO AL MUNDO LA VERDAD PARA UNA ASCENSIÓN FELIZ; A LOS HOMBRES LES HA SIDO DADA LA LEY DEL REAL CONOCIMIENTO. SI EL HOMBRE PREFIERE EL MAL, ES INEVITABLE QUE LA JUSTICIA SE ANTEPONGA AL AMOR, A FIN DE QUE SEA REPRENDIDO Y DOLOROSAMENTE DESPERTADO AL BIEN”.

(POIMANDRES)

La utilidad del ser humano “inteligente” debería ser, estar realizado y consciente de su Real Identidad, un válido coadjutor del Espíritu Omnicreante, del Supremo Arquitecto de toda cosa creada.

Debería, estando en plena posesión de la verdad, desarrollar las actividades que le competen, secundando los deseos de quien lo ha vuelto a su imagen y semejanza, de quien le ha dictado la ley para hacer evolucionar y evolucionarse, para dirigir todo aquello que le ha sido confiado hacia una constructiva, pacífica, justa evolución.

Sin embargo, la enzima piramidal (hombre), continúa estructurando negativamente la linfa anímica del planeta, provocando colapsos cosmo-dinámicos muy peligrosos para su supervivencia.

Existe un ligamen indisoluble entre los valores dinámicos de los elementos que constituyen las estructuras vitales de vuestro Planeta y los dinamismos bio-físicos-psíquicos que constituyen vuestras estructuras vitales.

Existe, además de esto, un dar y un recibir que vosotros hombres de la Tierra continuáis ignorando, procurando un no-dar y un no-recibir y, por consecuencia, un desequilibrio de relaciones, una distonía en los derechos y en los deberes entre el Creante y el Creado.

A su tiempo, os hemos dado confirmación de esta fundamental realidad, especificando la inderogable necesidad de un más consciente comportamiento en los dinamismos psíquicos y en los actos generados.

Vuestra obra es determinante para la estabilidad armónica entre los elementos emanantes de la ley macrocósmica y aquellos consecuenciales de las estructuras macrocósmicas.

La Fuerza “Omnicreante” está en cada instante presente y gobernante”.

(Eugenio Siragusa)

Por lo tanto, en lugar de hacer los perezosos y criticar, ironizar burlonamente para alcanzar los personales e inútiles intereses asesinos, intentemos de hablar de aquello que deberíamos haber sido, vivir como se vive en los mundos evolucionados, para luego sentir el horror de como hemos reducido la vida sobre este Planeta.

Orazio Valenti

—————————————————————————————–

LAS EXHORTACIONES FUNDAMENTALES HAN SIDO TRAICIONADAS

20 SEPTIEMBRE 2015 escrito de Orazio Valenti en www.eugeniosiragusa.it

En los últimos años de esta su última misión en esta humanidad, Eugenio se retiró siempre cada vez más con un gran disgusto y amargura por las faltantes respuestas ya sea de la humanidad, que de la parte de aquellos a los cuáles había dedicado su vida. Ha determinado su último testamento entre todos y nos ha preparado para el “Después de mi”.

“En el futuro está mi pasado”, dijo en sus escritos ancestrales, y es precisamente el Ancestral Instructor y Guardián de la próxima generación humana.

Mirando hacia Cristo y hacia el Padre, hallamos las indicaciones fundamentales, y el Padre, a través de Eugenio, ha puesto ante cualquier otra:

Debéis completamente volver a poner todas las cosas en su justo lugar”.

Nadie puede o podrá jamás tergiversar esto, que la humanidad no ha hecho.

¿Es esto una utopía?

Entonces es un engaño estar discutiendo o filosofar, sentirse más inteligentes o “maestros espirituales flotantes” sobre los demás, es inútil creer el poder continuar una obra de divulgación de amor si no se ha puesto la Justa Primera Piedra.

En el Gran Principio de Amor, todo está organizado por el espíritu en diversos grados de manifestación, ¿pero dónde ha terminado el respeto del Amor hacia los hombres?

Las armas, el uranio, el becerro de oro (negro o blanco), la propiedad (¡…si no poseéis ni tan siquiera a vosotros mismos!), cada uno de los siete vicios capitales que nunca se han lavado con las siete virtudes.

¿Qué le diremos, al Maestro Jesús, ahora que está a punto de “Regresar con Gran Potencia y Gloria”?

Las Tablas de la Ley han sido echadas para siempre en el Cráter donde cada uno será tamizado y quemado como conclusión de todas las vidas pasadas y renegadas.

Además de la traición hacia el Amor, está la traición hacia el propio espíritu-inteligencia, que puede advenir en mil modos y el más escurridizo es el de convencerse o dejarse convencer que el error sea verdad.

Debería ser hoy comprendido que hay multiformas pluridimensionales más o menos evolucionados “hermanos” que están alrededor de nosotros manifestando e instigando a ver o a pensar los más desvariados aspectos de las interpretaciones de vida y de credo espiritual.

Pero el libre albedrío es siempre nuestro, depende de nuestro nivel de conciencia y discernimiento. Somos aquello a lo que hemos llegado a ser, desde las vidas pasadas, desde el Karma que nos sigue, desde el empeño de esta vida y de las influencias que han forjado el ritmo de nuestros pasos.

Quien ha verdaderamente reconocido en el espíritu, Eugenio y el Maestro que siempre ha operado y opera a través de él, nunca y además jamás podría imaginar de sustituirlo, de continuar su obra, de sentirse por un lado paladín de sus enseñanzas, y por el otro un utilizador de su mensaje y de su nombre para intereses de lo más variados.

Lo máximo que se puede hacer, si somos capaces, es de recordar humildemente los consejos ofrecidos a la entera humanidad (a los responsables en cabeza) y las amonestaciones proféticas.

Escribí, con el aval de Eugenio en la contraportada de “El Águila de Oro”:

“…No puede haber jamás sustitutos, cada uno realice en sí mismo la propia obra”.

Lo que incluye: Con las propias características y realizaciones.

Es esto lo que ofrecemos a los demás y no podemos pretender exaltarnos para querer más, aumentando gravemente el error del orgullo y de la presunción.

Es ahí donde hemos traicionado las Fuerzas que han ayudado nuestro crecimiento y despertar, porque hemos vuelto atrás y no tenemos la humildad de quererlo admitir.

¿Y quiénes serían las diferentes “fuerzas” de influencia o de ofrecimiento más o menos superiores?

Este es el punto.

Es completamente (inútil y diabólico) buscar de amoldar el cristianismo a nuestras debilidades, y nuestra auto-irónica filosofía de burlarnos de nosotros mismos y de burlar al Creador sacando tantas culturas, tergiversaciones mentales sin sentido, no habiendo comprendido la obra de Eugenio y de aquello que los Verdaderos Hermanos Superiores nos han aconsejado, conducido, diferentemente de otros “hermanos” de diversos niveles que operan en el Planeta. Porque son de diferentes poblaciones, diferentes programas, que difícilmente estamos en grado de valorar.

He aquí que somos atraídos por fenómenos sobrehumanos, y sus manifestaciones son de naturaleza muy dispar, según las causas que las producen; éstos no tienen nada que ver con las Verdades enunciadas por Eugenio.

Si queremos examinarlos de un modo muy simplista para la lógica humana, pueden ser de naturaleza positiva o negativa. Pero con esta medida del dualismo, no hemos resuelto nada. Porque aquello que puede parecer positivo por causas de creencias religiosas o específicas sociales, puede no serlo, al igual que aquello que puede parecer negativo.

¿Entonces qué debemos analizar para lidiar con ellos?

¿Quién puede juzgar si no se tiene un buen conocimiento de la realidad del hombre?

Es necesario tener siempre presente la realidad dimensional en la que vive esta humanidad terrestre, los influjos que provienen de toda dirección: del pensamiento, de la costumbre en el modo de vivir inducido por un gobierno invisible y oscuro, de las almas desencarnadas más o menos traviesas o bonachonas, de los aumentos vibratorios por el potencial cambio dimensional que se manifiestan sobre todo entre los jóvenes, de la apatía o de las exaltaciones de las animosidades más disparadas, del desplazamiento dimensional proveniente de la Galaxia respecto el cual estamos absolutamente sin preparación, de los estímulos hacia el discernimiento y enseñanzas que provienen de los consejos de los Hermanos superiores de otros mundos más evolucionados, incluidos Ángeles y Arcángeles de la Consolación o de la Tentación.

He aquí que en todo esta maraña multidimensional, es extremadamente difícil incluso para quien tiene un alma limpia y obediente hacia las Leyes Universales, reconocer quiénes son los Verdaderos Hermanos Superiores, cuál ha sido su operar y consejo.

Los diferentes “hermanos” de segundo plano, hacen obras similares pero con una finalidad opuesta.

La seguridad en aquello que es bueno y lo que no lo es, es una realización personal debida a nuestra evolución anímico-espiritual. Y no piense que la fe o la seguridad en las percepciones nos pueda salvar, sino todo lo contrario.

Mientras por un lado nadie puede pretender los conocimientos para un uso y consumo propio, filosofando en el engaño, por otra parte: Seres depositarios de un conocimiento, de una verdad, quiere decir simplemente seres servidores del divino, sobre programas desconocidos incluso para el mismo mensajero. No se sirve arbitrariamente.

Los mismos métodos de oración y meditación no están exentos de los tipos de enseñanzas recibidos, por los estados ambientales interiores y exteriores, por los componentes psíquicos que envuelven e implican.

Mientras se medita se puede ser molestado de mil factores, incluido el mundo anímico.

Quien está “seguro” de saberse aislar, se equivoca. El mejor método es convivir, amaestrando el interior y el exterior en vivir momento tras momento, para hacer la elección mejorando continuamente la meditación.

Hay también que decir que los niveles de realización y discernimiento de todo género son muy diversos, entonces aquello que para uno está bien puede no ir bien para otros.

En esta valoración y “Crecimiento Común”, se injerta el crecimiento personal.

¿Qué es lo que ayuda a nuestro ser físico a ser un perfecto subordinado a los estímulos reales interiores? El Equilibrio de la Conciencia en vía de realización contínua.

¡Nuestras exhortaciones hacia el Arrepentimiento, para poner las cosas en su justo lugar, han sido ridiculizadas y puestas en el olvido!

Nuestros Prodigios han sido ignorados por quien ostenta el poder del dominio sobre las almas y sobre las mentes de los hombres.

¡Cada vez se vuelven más imparables los efectos catastróficos de vuestras locuras!

¡Los verdaderos autores de vuestras desventuras sois vosotros, terrestres!”.

Personalmente puedo simplemente ofrecer mis pensamientos de biógrafo, aunque es justo que cada uno recorra su camino en una constelación de luces y sombras de las más extrañas vibraciones.

En el fondo, frente al Gran Anciano, “Veritas Vincit” (La Verdad Vence)

Orazio Valenti

—————————————————————————————–

EL MIEDO DE LA VERDAD HACE VOLVERSE AL HOMBRE UN DIABLO DE SÍ MISMO

20 SEPTIEMBRE 2015 escrito de Orazio Valenti  en www.eugeniosiragusa.it

En vez de acurrucarnos entre las frases sentimentales de una mala interpretación de los Evangelios, tararear la debilidad engañanadora de un amor quejicoso, vayamos a leer el Apocalipsis para después releer las enseñanzas de Cristo y de los Mandamientos, preciso, no “consejos” sino MANDAMIENTOS, órdenes.

La obediencia consciente hacia estos, animados por una fe que no es un reflejo sino Viva de inteligencia espiritual, habría podido llevar a cada uno de nosotros hacia una transformación, una renovación interior, una predisposición al cambio dimensional, ser una civilización digna de fraternidad con muchas otras supercivilizaciones vivientes en la Galaxia.

En lugar de esto, hoy, junto al pecado original de querer sustituir al Factor Unitario, Causa del Todo, de querer remodelar una humanidad “diferente”, ha estado siempre más el testarudo desinterés de querer aprender de la historia vivida y tejida de repeticiones de errores, cosa que está conduciendo a la autoeliminación.

Podemos incluso no incomodar los consejos de la espiritualidad o si queremos, de las religiones, no; todo es evidente en la Real Naturaleza, natural, no aquella que ha hecho el hombre para su complacencia e incomprensible lucro. Constatamos, día tras día, que el genocidio global de las mentes y de los cuerpos, está en acto.

Cada uno, en la “pequeñez” de la mente siente poder enseñar, criticar, aconsejar, y luego si llega al poder, de dirigir.

Sí, cambié de parecer, es siempre más posible comunicar y esperar ver las inteligencias despiertas y capaces de comprender que quien nos ha cogido por la mano durante mucho tiempo en nuestra historia martirizada, relegado tras los muros de nuestra ciudadela hecha de egoísmos, opresiones, asesinos, diabluras ayer impensables.

¿Qué debo esperar aún? ¿que todo cuanto nos ha sido enseñado tomado de los ancestrales pueblos de las Matrices Crísticas, establecido hace dos mil años atrás en el nuevo pacto del Cristo en persona para el bi-milenio concluido y hoy renovado, completado por las revelaciones y amonestaciones de Juan en Eugenio, se haya comprendido?

¡Pobre ilusos! Cada uno realice su propio camino, es más, la debemos hacer porque solo a través de esta Ley del Karma, se pueden superar los sufrimientos necesarios para comprender que SOLO el Padre es AMOR, sostenido por los dardos de Su Justicia Natural, no lo que nosotros hemos construído con las guerras, el odio, las persecuciones en el nombre de un dios que nunca existió sino en nuestros anhelos de sustituirLo.

Desgraciadamente gran parte de la humanidad ha engañado o se ha dejado engañar y está en caída libre hacia los hornos que todo funden y renuevan, repoblando las cavernas de los Planetas en sus primeros estados evolutivos.

Caeréis dentro de una gran olla de juego si no halláis el modo de frenar este gran deseo de deformar el alma de los cuerpos puros”.

(Eugenio Siragusa. 11.01.1953)

Leámoslo, el Apocalipsis, en los actos diarios que están ocurriendo.

Juan nos dijo “quizá” pero dijo “ y vi…”.

Diferentemente, del inmenso Amor Materno de la Madre Celeste en el tercer secreto de Fátima fue escrito: “SI… la humanidad no se arrepentirá… los vivos envidiarán a los muertos”.

¿Se ha arrepentido, o quizás los vivos están comenzando a envidiar a los muertos?

La verdad es verdad y la realidad es realidad, no es política ni laica ni religiosa.

La gran aura del planeta es el resultado de la auras de las nuevas cosas en continuo camino: esta es la inmensa Alma-Una, la luz en la tinieblas, la voz en el silencio, el amor en el odio, la alegría en el dolor, la vida en la muerte.

Estad, por tanto, despiertos y velad para que la gran aura de este mundo no se vuelva más tenebrosa y toda alma no se vuelva pesante como el plomo u hostil como la cicuta”.

Eugenio Siragusa.

Orazio Valenti

————————————————————–

MIGRANTES

20 Septiembre 2015 escrito de Orazio Valenti en www.eugeniosiragusa.it

Hay mucho ruido con palabras calculadas entre políticos y religiosos, vacilando sobre una población terrestre que no quieres que sea lo que debería ser: global. ¿Y cuándo se pueden resolver los problemas si no es exclusivamente abordando las causas?

¿Son la Carta de los Derechos Humanos, los principios de la Constitución, que tienen algo de conciencia en común con las Leyes Universales, bonitas palabras o dicen que sabíamos lo que debíamos haber hecho?

¿Cuál es la diferencia entre hacer caridad inútil que favorece a la «Industria de la Caridad» o ayudar a las personas necesitadas, de manera sustancial y para siempre en su país? Estarían al mismo nivel que los países industrializados y viviríamos en paz, buscando juntos una mejor evolución.

Tenemos innumerables ejemplos de personas y poblaciones que nos han enseñado a vivir en paz fraterna, al igual que tenemos hoy innumerables facciones que quieren la guerra por sus propios intereses exclusivos y que ésta, voluntaria o involuntariamente, se extiende por todo el mundo. Por qué? Porque a diferencia de las intenciones de resolverlo, otras naciones con mayor poder están entrelazadas, precisamente porque esa guerra es instigada por los intereses y juegos secretos de un gobierno oculto.

No hay nada que hacer, los gobiernos humanos hacen su parte poniendo en marcha suicidios diabólicos que inevitablemente conducirán a la auto-eliminación: «Sansón y todos los filisteos sucumbirán».

¿Migrantes? ¿Unos cientos de miles o muchos millones?

Ya había mencionado en uno de mis escritos de 2012 el mensaje de Eugenio del 10 de enero de 1986: «Llegará el momento en que el sirviente ataque al amo en la garganta», porque les robamos en lugar de ayudarles a vivir en paz como nosotros, con sus recursos, en su casa…. que es la de todos y también la nuestra.

Pero el concepto de apropiación sigue siendo inalterable. Es el juego del «hombre de los billetes»: «Yo tengo el poder sobre «mis cosas», tú no, así que yo también tomo tus cosas…. así que te mueres de hambre y me dejas a mí y a mi familia vivir «mejor».

Y esto también se aplica al juego de la justicia humana jugado por los abogados, o al juego de la salud jugado por la Salud, o al juego del «mundo del trabajo» y de los «gerentes», que no saben que todos somos trabajadores con el mismo salario, en la tierra y en el cielo.

Pero, ¿en qué mundo vivimos? Sólo el Motivo del Todo es el amo de todas las cosas, incluyendo al hombre.

Sí, para vivir entre estos hombres necesitamos un pase: el dinero.

Díganles a los niños pequeños que están a punto de nacer en cualquier familia terrenal: ¡Si no tienen el dinero, no nazcan!

Discúlpame, creo en la Ley del Padre, y este mundo no me pertenece.

Orazio Valenti

—————————————————————

GRACIAS EUGENIO

27 Agosto 2015 escrito de Orazio Valenti en www.eugeniosiragusa.it

Gracias Eugenio-Giovanni-Ermete, siempre.

No puedo dejar de considerar que los llamados «reporteros» y «tramposos» de sus «Mensajes», han olvidado que Eugenio es la última realización de una obra cósmica planeada hace más de treinta mil años como Enviado por el Padre Primer Sol de nuestro actual Sistema Solar, gobernado más tarde por el Nuevo Padre Adonai a través del Cristo Regente.

¿No has leído «El Aguila de Oro»? ¿O qué entendiste?

El Amor de Cristo es precedido por la Justicia de Adonai y aún más profundamente por la llamada a la Justicia de las Leyes Universales hecha por Bahrat-Ermete, hace doce mil años, y que inspiró al hombre terrenal en la Atlántida y más tarde a los Iniciados egipcios, y a los hombres de otros pueblos.

Cuida bien las definiciones libres y los juicios personales y fáciles que le das a Eugenio que, aunque trabajaba vestido de hombre, sufriendo todas las interpretaciones que las animosidades humanas le han atribuido deliberadamente, es y sigue siendo parte del Alfa y de la Omega. Él, Juan, escribió el Apocalipsis como último aviso a la humanidad; generosamente concedió las revelaciones contenidas en los rollos quitados y ocultos a la humanidad que no estaba preparada en ese momento, humanidad que aún hoy persiste diabólicamente en la desobediencia y la rebelión arrogante, renovando aún más la revuelta de los mallonenses (Planeta Mallona). Esta severa advertencia había sido dada, mientras duró el tiempo, a este humanoide que había crucificado el Amor de Cristo. Pero el Amor de los nuevos consejos y revelaciones no fue y no puede ser puesto en la cruz.

«El Apocalipsis nace de una precisa necesidad de Naturaleza cósmica que es difícil de entender para aquellos que insisten en permanecer atados a sus instintos inferiores.

No es posible responder a la Causa de Todo.

«El Gran Anciano, Aquel que tiene el poder de construir y destruir, después de haber concedido al hombre el camino de la Gran Esperanza a través de los siete ríos de purificación, dio la iniciativa de poner fin a la continua propagación de los tremendos vicios degenerativos.

También se nos ha explicado que un instrumento del Padre, el Arcángel Lucifer, ya ha ganado su batalla. Prueba de ello es la incompatibilidad irreversible del hombre actual con la vida de este Planeta, pero más aún la incapacidad de las almas para comprender que tienen que elegir y aceptar, incluso con libre albedrío, la exhortación de su inteligencia espiritual para cambiar radicalmente sus vidas en pensamientos, sentimientos, comportamientos y acciones.

«El libre albedrío es relativo. El hombre no es por casualidad, es un efecto, no una causa. El hombre fue creado con un propósito funcional preciso. Puede perder su esencia y someterse a las debilidades de la dimensión corruptible que se convierte en su prisión.

Alguien ha pensado que en mis escritos con demasiada frecuencia y severamente reporto las intemporales advertencias de las Inteligencias Superiores. Pero cada uno de nosotros haría mejor en asumirlo con nuestra propia conciencia que no comprende la Realidad del Dios vivo y de los Guardianes de la Justicia, que defienden sin debilidad la Divina Misericordia.

No critico a nadie que no quiera sentirse equivocado o creer en la razón. Cada uno es libre y dueño de sus propias elecciones; siempre he dicho que el camino propuesto por nuestros Hermanos Superiores a través de Eugenio puede ser seguido por el arador que arrea a través de su alma para hacer germinar los buenos frutos sin dar la vuelta ni dar la vuelta. Sin olvidar nunca que las enseñanzas y el despertar que nos ofrece este «Mensajero» celestial deben ser siempre respetados, agradeciendo constantemente a aquellos de quienes provienen las enseñanzas, y sin arrogarse el derecho a ser maestros de la verdad, en realidad nunca entendidos.

El virus terrestre, el hombre, es más peligroso que el virus del cólera, le dijeron los científicos extraterrestres a un científico sudamericano, así que ¿por qué debería vivir?

Dado que el Planeta Tierra se ha desestabilizado definitivamente, haciendo la vida incompatible para los seres vivos, ¿qué misericordia tendrían los hombres sobre qué dios débil? Ciertamente no será el hombre quien elimine el Planeta, y mucho menos la ira imaginativa de cierto dios, sino el hombre mismo, que de hecho se está destruyendo a sí mismo con sus propias armas físicas y psíquicas.

¿Tienen algo que decir los «autodenominados» conocedores que definen a Eugenio como una «persona-de-contacto»?

Llamémoslo de nuevo Eugenio, es más sencillo, y no creamos que necesita paladines o defensas humanas, porque su obra, desde su partida, está en los planos astrales; estuvo y estará presente en los sueños con los ojos cerrados o abiertos, de los que han «oído» y «comprendido» en esencia, consolando o reprochando, hasta el último momento de los que lo merecían.

Desde los años noventa hemos intentado ocultar, subestimar, descartar, interpretar de otra manera, copiar escritos y voluntad de Eugenio. Muchos han querido olvidarlo porque les resulta incómodo a sus conciencias, otros porque han hecho prevalecer su protagonismo maníaco, utilizando un derecho de autor que ha sido adquirido de manera cuestionable y nunca concedido.

Esta falta de respeto, humildad, comprensión, obediencia a la voluntad celestial que nos ha despertado e instruido, es la traición que nos ha marginado de las Inteligencias Celestiales y de su Obra.

Es fácil, con metodologías taimadas y falsos argumentos filosóficos, pasar de agentes de una Fuerza que nos ha instruido a agentes de otras fuerzas opuestas y contrastantes.

Respeto a todos, incluso a aquellos que, de hecho, no han respetado a Eugenio, porque han pasado de instrumentos de consuelo a instrumentos de prueba. Y la evidencia viene de direcciones interminables.

Sólo nuestro espíritu puede demostrarnos quiénes somos y si somos capaces de comprender, con discernimiento.

Numerosas filas están operativas en el Cielo y en la Tierra y la elección de las tribus a las que pertenece Eugenio es casi completa, por lo que nos saludó con «Buena suerte a todos», sabiendo que las debilidades están siempre al acecho.

Una gran esperanza está reservada a los puros de corazón, pero no a los gobernantes del dinero y de la política subordinada a él.

¿Los gobernantes? Adonesis le dijo a Eugenio hace muchos años:

«En su planeta hay un mal hábito de vivir y gobernar la vida. Los valores existenciales son totalmente descuidados, y educan una vida feliz y próspera que es buena para todos.

La incapacidad de quienes deben conducir a las personas al conocimiento supremo de la vida y de su verdadero significado está saturada de ignorancia y egoísmo. La pasividad de los pueblos al rechazar con la no violencia el crimen psíquico por el cual los seres negativos imponen sus intenciones de dominación y condicionamiento es aún más grave, porque permite que la ignorancia y la arrogancia satisfagan sus intereses en detrimento de los que, en la pasividad, son débiles y vulnerables.

La «Justicia» de Dios es Verdadera y capaz de hacer que el «Amor» prolifere entre todos los pueblos de la Tierra. Jesucristo lo predicó dando todo de sí mismo. ¿Lo has aceptado y lo has puesto en práctica?

¡No! ¿Y qué? ¿De quién es la culpa?»

Catania, 14/5/1971 – parece escrito hoy:

ADONIESIS a los habitantes del Planeta Tierra

«Tu conciencia perversa ha convertido al planeta más bello del sistema solar en una cloaca de suciedad y veneno. ¡Has cometido un crimen imperdonable! Has transformado tu cabina cósmica en una tumba destinada a cerrar para siempre todos los anhelos de la Vida. No mereces piedad ni ayuda. Su trabajo criminal indudablemente le llevará ante un juicio severo! Con cínico desprecio habéis puesto en agonía un rincón del paraíso de la gran pradera celeste. No creas que todo pasa desapercibido y que todos tus crímenes contra la Creación quedan impunes. Un día todos ustedes serán llamados a rendir cuentas a Aquel que les ha confiado Sus Bienes Macrocósmicos. ¡El juicio será severo! El proceso ya ha comenzado, y los peores problemas han sido anunciados por aquellos que han sido llamados a dar aliento a las trompetas de la Justicia Universal. Vosotros, los habitantes de la Tierra, sois maestros de no creer, pero os decimos que vuestras penas serán muy dolorosas, y el terror de la muerte purificadora apoderará las almas de los malvados hasta el hechizo de la mayor desesperación. Usted ha sido sordo a nuestras repetidas llamadas y advertencias claras. Has permanecido insensible a la voz de tus hermanos, que con ansiedad y devoción al amor, la paz y la justicia universal gritaron a voz en grito mientras LOT gritaba antes de que ocurriera la destrucción de Sodoma y Gomorra. Fuisteis sordos y cínicamente burlados y se burlaron de ellos y como locos perseguidos. Pero recordad, hombres de la Tierra, se acerca la Hora en que ya no tendréis agua para saciar vuestra sed, ni aire para respirar, ni comida para alimentaros. Perderán lo que podrían haber recuperado para sobrevivir y perpetuar su especie. Se nos encomendará la tarea de proteger y consolar a los que se han arrepentido y poseen el Reino de Dios en la Tierra. (Adoniesis).

Orazio Valenti

————————

PAZ

17 Mayo 2015 escrito de Orazio Valenti en www.eugeniosiragusa.it

¿Hacemos PAZ? ¿Con respecto a qué denominador común de la Justicia?

Eugenio solía repetir la frase de una antigua canción:

«Ilusión, dulce quimera eres tú»

Muchos, muchos jóvenes del Planeta sueñan y quieren la PAZ.

Para los gobernantes son y siguen siendo sólo palabras. Por qué?

Recuerdo una de las frases clave de Eugenio: «La paz nunca puede estar sin justicia», Justicia entendida perentoriamente como obediencia a las leyes universales, sobre todo a la ley humana.

Las Leyes Absolutas dicen entre otras cosas:

Lo necesario para todos y lo superfluo para nadie.

Mientras todos, nadie excluido, no tenga su pan y su pescado, no puede haber justicia.

Hasta que todos, nadie excluido, ame a su prójimo como a su hermano, no puede haber Justicia.

Mientras reine el dominio del dinero, de la propiedad, de las armas (¡que nunca podrán hacer la paz!), de la competencia, de las ventajas políticas y económicas, de las fronteras entre las naciones y las poblaciones de todo tipo, no habrá justicia.

Y sin esta Justicia nunca será posible construir la PAZ.

Los hechos muestran que todo intento práctico, llega a caer en la marginación o la desesperación.

Mientras que en algún lugar del Planeta algunos quisieran armarse con fuertes intenciones para hablar de PAZ, muchas otras personas, en el mismo Planeta, se arman para asesinar o cometer un genocidio brutal.

Aunque la esperanza sea la última en morir, ninguna revolución por la paz puede detener las armas que están listas para matar a este sagrado planeta y a sus inútiles habitantes.

Nicolosi, 18/3/1982

«Creo:

El amor a la naturaleza es una gran mentira, un engaño diario al hombre, deseoso sólo de destruirla, de ponerla en agonía. El hombre va en contra de su inmenso e ilimitado Amor, ignorando que es parte de él y que vive porque todo a su alrededor es Vida, linfa existencial».

Eugenio Siragusa.

Ciertamente el Sol, creador de toda fuente de vida, ve y sabe qué libre albedrío elige cada uno de nosotros y deja que cada uno vaya hacia su propia evolución o cancelación. Él intervendrá, con Su Lógica, en Su momento.

Mientras tanto, los días y los hechos fluyen y todos continuarán demostrando sus intenciones hasta el último aliento que este planeta concede antes de cerrar finalmente los posibles equilibrios de la vida.

¿Qué discernimiento?

La única esperanza, la única salvación permanece en poder perseguir la pureza del alma con la que se cruza, ya sea joven o viejo, el límite de la vida pasada. Esta es el arma invencible con la que nuestro espíritu, nuestra inteligencia, puede sacarnos de esta prisión.

Orazio Valenti

Nicolosi, 15/3/1982

«Justicia del Poderoso y Justicia del Débil.

¡El primero busca, dominan! El segundo sufre y se rebela!

La justicia ejercida por los gobernantes de esta época, además de humillar y herir la justicia del Pacífico, Manso y Puro de corazón, espolea, con sutiles engaños y manipulaciones psicológicas, la fuerza de quienes, además de poseer riquezas, esclavizan a los demás de los que obtienen sus beneficios.

¡Esta es la Justicia del Poderoso!

Esta es la fuerza de su derecho que se identifica en cada abuso, en cada ganancia ilícita hecha con actitud demagógica. A menudo, la Justicia, que debe proteger el Derecho de los débiles sobre los fuertes, de los pobres sobre los ricos, de los humildes sobre los dominantes, está envuelta en el partidismo, revelando la Injusticia y por lo tanto la exaltación de la justicia de los débiles: «Rebelión, violencia, desconfianza». Y aquí está el caos».

Eugenio Siragusa.